La selección de Venezuela ha conseguido el pase a los cuartos de final de la Copa América 2019 gracias a una gran solidez defensiva. Tras los dos primeros empates cosechados frente a Brasil y Perú, la ‘vinotinto’ se plantaba en el tercer y decisivo encuentro de la fase de grupos dependiendo de sí misma. Darwin Machís se vistió de héroe nacional y asumió el rol de estrella para doblegar a una débil Bolivia (1-3) que se va del torneo con cero puntos en su casillero.

El partido empezó de la mejor manera para Venezuela, que se encontró con el primer gol a los 2′ del propio Darwin Machís. Ronald Hernández asistió al ‘7’ venezolona que fue el más rápido dentro del área adelantándose a Diego Bejarano y batir de cabeza a Carlos Lampe. El lateral boliviano se durmió en el peor momento y no perdonó el atacante de la ‘vinotinto’.

De esta forma se conseguía el gol más tempranero de la Copa América en lo que llevamos de siglo para delirio de los aficionados venezolanos que estaban en las gradas del Estadio Mineirão.

Tras el gol, Bolivia tuvo la oportunidad de empatar gracias a un gran disparo de Arano, pero Fariñez devió el potente chut del atacante para alivio de sus compañeros. Aún tendría otra gran ocasión ‘La Verde’ en el 39′ con el disparo al palo de Castro, recién incorporado al campo tras sustituir a Leonardo Vaca. Sin más ocasiones murió el primer tiempo con una Venezuela contenta pero con ganas de más.

En la reanudación, Dudamel dio órdenes de ir a cerrar el partido ya que el resultado era corto y un empate les podía dejar fuera del torneo. En el 55′, de nuevo Darwin Machis fue el que desmotaría la defensa boliviana con un espectacular recorte en la frontal y un disparo imparable para el meta rival. Se abría brecha en el marcador y poco a poco se veía la clasificación más cercana.

Con el 0-2, Bolivia bajó los brazos viendo como una utopía la remontada. De hecho, el propio Rondón pudo ampliar la ventaja pero el larguero repelió su disparo. En el minuto 82, llegaría la jugada que daría vida al partido. Justiano lograría marcar gracias a un buen remate desde la frontal al que no pudo llegar Fariñez (1-2). Con diez minutos por delante, se abría un nuevo escenario en el que todo podía pasar, pero Venezuela no estaba para especular.

En el minuto 87 cualquier atisbo de remontada se apagó con el gol de cabeza de Josef Martínez, a pase de Soteldo tras una gran acción individual por la izquierda, para poner el 1-3 definitivo. Realmente, Venezuela nunca llegó a tener la sensación de peligro en el cuerpo ya que, durante todo el partido, Bolivia había tenido muchos problemas para llegar con peligro a la portería rival.

La progresión de la ‘vinotinto’ en sus participaciones en la Copa América ha ido en progresión con el paso de los años. Desde 2004, ya es la cuarta vez que se cuela en la segunda fase del torneo (de cinco ediciones), lo que les permite seguir soñando a la espera de conocer a su rival.

Sigue toda la Copa América GRATIS en DAZN